La película llegó a los cines el pasado 17 de junio. Foto: PULL

‘Lightyear’

Opinión

Lightyear, la nueva película producida por Pixar Animation Studios y Walt Disney Pictures, se estrenó el pasado viernes, 17 de marzo, y generó una gran polémica. La controversia fue originada por una escena, de aproximadamente dos segundos, en donde se incluye un beso de una de las protagonistas y su mujer. Desde pequeña me ha encantado la serie de Toy Story, de hecho, mi personaje favorito era Buzz. Estaba esperando con ansias el debut de este live action. Sin embargo, lo que no me ha gustado para nada son las críticas de gente homófoba y retrógrada por incluir una situación que creía normalizada.

El largometraje se ha prohibido en catorce países: Emiratos Árabes Unidos, Baréin, Egipto, Arabia Saudí, Kuwait, Omán, Catar, Malasia, Indonesia, Siria, Singapur, Jordania, Líbano y Territorios Palestinos. Asimismo, China pidió suprimir la escena del beso de dos mujeres, a lo que Disney se negó rotundamente. En los lugares que se ha estrenado no ha quedó atrás la disputa sobre si el amor gay se normaliza o no en una película familiar o en una infantil.

El actor Chris Evans, quién dobla a Buzz Lightyear en la versión original, muestra su rechazo ante el mal trato recibido: «Siempre habrá sujetos que tengan miedo, no sean conscientes y traten de aferrarse a lo que había antes. Creo que el objetivo es no hacerles caso, seguir hacia adelante y abrazar el crecimiento que nos hace humanos».

«El largometraje se ha prohibido en catorce países y China pidió suprimir la escena del beso de dos mujeres»

En varias cadenas de cines, como Cineplanet de Perú, han aparecido términos y advertencias para los espectadores, avisando de que esta filmación implica ideología de género, como cuando se anuncia que es para mayores de edad o que abarca un tema explícito.

¿Qué hay de malo en mostrar un beso entre dos personas del mismo sexo? ¿Acaso está mal demostrar amor a un ser humano? Vivimos en una sociedad en la que, poco a poco, el amor no tiene etiquetas. Esos dos segundos de la discordia han posibilitado que niños y niñas de todo el mundo hayan encontrado, por fin, un reflejo de su familia.

Lo último sobre Opinión

El arte de conversar

Conocer, comprender, escuchar y atender son las claves indispensables para tener una

El amor que no duele

Las relaciones de pareja pueden aportar grandes beneficios para el desarrollo individual
Ir a Top