Laura García, predoctora e investigadora de Filosofía de la Universidad de La Laguna. Foto: Andrea García

«Hay cuestiones de las que la comunidad científica no se hace cargo»

Sociedad

Laura García, investigadora y predoctora de la Universidad de La Laguna, será una de las moderadoras que participarán en la tercera sesión de Encuentros en la caverna. El tema elegido para esta ponencia será ¿Quién soy yo? Esta actividad se trata de un café filosófico virtual que se llevará a cabo el día 23 de marzo desde las 18.00 horas hasta las 19.00 horas. Contará con la colaboración del alumnado de 3º y 4º de la ESO y Bachillerato de varios centros educativos del archipiélago canario.

¿Qué objetivos pretenden conseguir con estas actividades? «Estas jornadas se han creado porque este año no se celebra la octava Olimpiada Filosófica de Canarias. Hemos decidido no celebrarla porque la séptima ya nos pilló con esta situación de incertidumbre provocada por la Covid-19. Decidimos organizar estas citas como una manera de incentivar ese pensamiento crítico que creemos que se hacía o se ha hecho siempre».

¿Es la primera vez que contribuye en un evento como este? «Yo hice las prácticas en esta asociación. Desde ese momento he estado vinculada a la agrupación dando charlas. Llevo un par de conferencias, una aquí y otra en Las Palmas de Gran Canaria. Por ejemplo, en uno de los discursos, les hice pensar sobre la relación de la ficción de los superhéroes con los mitos».

¿Cómo se siente al saber que forma parte de una labor tan relevante? «Pues muy bien, muy contenta la verdad. He de añadir que también participa conmigo, en la moderación, mi compañera Natividad Garrido. Nos hace mucha ilusión ver la participación del estudiantado. Parece que no, pero son personas muy jóvenes capaces de reflexionar temas muy interesantes, pero que a veces no tenemos esa habilidad, esa capacidad para desprendernos de nuestros prejuicios y entrar a debatir».

«A todo le pedimos una productividad, una versión práctica inmediata y la filosofía es muy útil»


La filosofía es la madre de todas las ciencias, sin embargo, en la actualidad no se ve tanto. ¿Cree que es importante que en las carreras de ciencias se deba impartir algo de esta materia? «Sí, por supuesto que sí. Creo que hay que razonar sobre esto. Estoy centrada en un programa del doctorado de filosofía de la ciencia, pero otras personas están estudiando estos asuntos. Lo interesante de esto es ver las relaciones entre ciencia y política, cómo se desarrollan, el uso que le damos, la dirección que dispone en la investigación científica…Hay cuestiones de las que el personal científico no se hacen cargo y son reflexiones muy necesarias».

¿Cree que, hoy en día, la filosofía está poco valorada? «Yo creo que poco considerada fuera de ciertos ámbitos. No debería de serlo… Supongo que es difícil encontrar esa ‘utilidad’ que estamos viendo en todo. Pedimos una interpretación práctica inmediata y la filosofía es muy útil, pero no es tan fácil de entender eso».

Como componente del grupo de personal investigador de la Institución. ¿En qué está trabajando actualmente? ¿Tiene pensado llevar a cabo algún trabajo en el futuro? «Ahora mismo me encuentro haciendo una tesis acerca del perspectivismo en series de televisión. Es decir, intento analizar las perspectivas filosóficas en los programas de emisión como un espacio donde podemos descubrir diferentes puntos de vista y cómo contribuyen a una cierta divulgación del conocimiento. Esto suele conllevar a ciertas estancias, he hecho una en la Universidad de Londres y otra en la Universidad Juan Carlos III de Madrid».