El artista malagueño ha conseguido hacerse un hueco en el panorama musical. Foto: Tori Ferrer

El Kanka: «Componer es terapéutico, te pone en contacto contigo mismo»

Música

Juan Gómez, más conocido por su nombre artístico, El Kanka, es un cantautor malagueño que ha cosechado los frutos del éxito gracias a su esfuerzo constante. El cantante cuenta con cuatro trabajos discográficos en el mercado. El último de ellos es El arte de saltarque vio la luz en febrero de 2018. La semana pasada puso el broche final a su gira homónima en el Archipiélago, donde ofreció cuatro conciertos, dos en Tenerife y dos en Gran Canaria. Con todos ellos colgó el cartel de entradas agotadas.

¿Cómo ha sido el proceso de creación de El arte de saltar? “Pues como con el resto de los discos. No tengo una rutina muy establecida. No es que me ponga a componer todos los días a las 10 de la mañana, sino que estoy atento a las cosas que pasan y cuando estoy inspirado, me sale una canción. Ahora mismo tengo ya 7 u 8 temas nuevos, pero no estoy pensando en ningún disco, ni muchísimo menos. Por suerte, soy independiente. Nadie me obliga a grabar un álbum sí o sí, ni a escribir como si no hubiera un mañana, sino que cuando hay composiciones suficientes, nos planteamos grabarlo”.

¿Te surgen esas canciones así sin más? “Bueno, no solo es que me surjan. Al final es mi trabajo y yo soy consciente de ello pero, me gusta. Yo creo que si me dedicara a otra cosa, también compondría, porque es algo que llena y que me satisface”.

¿Autoterapia? “Sí, es una especie de autoterapia y un canal para expresar lo que uno siente, lo que uno piensa y a su vez, una vía por la que desahogarse. Es como un parto, por poner un ejemplo. Es como una cosa que no está, en este caso una canción, y que de repente, después de tantas vueltas, nace. Tiene algo de mágico, de terapéutico y de contacto con uno mismo”.

¿Cuál es el mensaje fundamental que quieres transmitir con este disco? “¡Uff! Esa pregunta es muy difícil. Si estoy enamorado, pues escribo sobre el amor y si estoy enfadado, pues igual hablo de eso. Con el disco en concreto quiero dar tantos mensajes como temas hay, prácticamente. En el caso de este álbum, son 11 mensajes completamente distintos, que nacieron en momentos muy concretos”.

“Me costó mucho trabajo ponerle nombre al disco”


¿Por qué elegiste El arte de saltar como título para el disco? “Me costó mucho trabajo ponerle el nombre al disco, porque escuchaba las canciones y no tenían que ver unas con las otras. Al final el título que le pusimos corresponde a una de ellas, que se llama Tienes que saltar. Se le ocurrió a la diseñadora de la portada. Por otro lado, hay otro tema que tiene un toque motivacional, que es Si que puedes.  Habían dos composiciones que poseían ese puntito de dar un pequeño empujoncillo, de animar a la gente o a mí mismo a dar ese salto, a enfrentarse al abismo, a los tropezones y a los socavones que te pone la vida”.

En tu página web se describe El arte de saltar como un disco que se escapa de interpretaciones convencionales. ¿A qué te refieres? “Quizás hace referencia a lo estilístico. Digamos que no sigo un estilo muy marcado, sino que fusiono varios géneros, aunque no me adentro de lleno en ellos. Tengo canciones muy diversas, algunas con pinceladas de la rumba, otras con tintes de bulerías. Dentro de este marco, no me caso con nadie y al final los discos pues me quedan muy heterogéneos en cuanto a sonido”.

Tus canciones no siguen unos cánones comerciales. ¿Crees que en España hay rechazo hacia la música alternativa? “No creo que haya rechazo. A mí por ejemplo me va muy bien, lleno muchos recintos. La gente viene a verme porque le gusta mi música, yo no obligo a nadie, por lo tanto, pienso que existe una demanda real. No obstante, no hay apoyo mediático, porque los medios apuestan en mayor medida por lo mainstream. Pero, al fin y al cabo, no se de debe dar demasiada importancia a ello, porque hay muchos grupos alternativos que triunfan mucho como por ejemplo Extremoduro, una banda que no ha sonado nunca en la radio y que, sin embargo, cuelga carteles de entradas agotadas en menos de 48 horas”.

“Sería bonito que los medios apoyaran la música comercial, pero también la indie”


Pero que te pongan en la radio ayuda ¿no? “Claro, si no te ponen en la radio te lo tienes que buscar todo por tu cuenta. Cuando al principio no me conocía nadie, empecé a mover mi música por las redes sociales y a pegar carteles. Hice un poco lo que pude. La verdad es que a los artistas de este país no se lo ponen muy fácil, no sé cómo funcionará la cosa en otras partes del mundo. Sería bonito que los medios apoyaran la música comercial, pero también la indie”.

¿Cuáles son las claves para triunfar siendo independiente? “No creo que haya unas claves concretas para ello, más allá del trabajo duro. Nuestro equipo ha cometido muchos errores, hemos dado muchos pasos en falso, pero nunca hemos abandonado el proyecto. Lo que sí es muy importante es estar pendiente de las redes, le dedicamos mucho tiempo e incluso dinero. Hay que entender su lenguaje. Hoy en día es mejor grabar un vídeo acústico y subirlo a YouTube, que crear un videoclip muy elaborado. A mí por lo menos, me funciona mucho más lo primero”.

Has colaborado con artistas muy relevantes como Rozalén o Jorge Drexler. ¿Con qué cantante con el que todavía no has trabajado te gustaría hacerlo? “Pues mira, me gustaría colaborar con Roberto Iniesta de Extremoduro, porque es un gran referente para mí. Me parece un artista muy auténtico y puro”.

«Nunca me hubiera imaginado el éxito de mi gira» 


¿Cómo está siendo la gira El arte de saltar“Ha sido un pelotazo, porque he agotado entradas en muchos lugares. Esto es algo que nunca me podría haber imaginado. Por ejemplo, el otro día actué en un palacio de congresos en Granada, cuyas localidades se vendieron un mes antes. Desde los primeros conciertos del tour el público ya cantaba las canciones nuevas del disco y joder, eso es lo más bonito que le puede pasar a un cantautor. He conseguido lo que quería, que era que la gente me conociera y le apeteciera pagar por asistir a un recital mío. Así luego puedo pagar el alquiler y vivir dignamente como personita. Ja, ja, ja…”.

El Kanka colgó el cartel de entradas agotadas en múltiples ocasiones durante su última gira. Foto: T. F.

Ha sido todo muy intenso ¿verdad? “Sí, la verdad es que estos cuatro años han sido muy agotadores, aunque este último he estado un poco más tranquilito. A pesar de que el cansancio ha sido casi insoportable por momentos, estoy muy contento y satisfecho con la acogida”.

Durante los últimos meses ha crecido bastante tu popularidad. ¿A qué crees que se ha debido? “A la calidad del proyecto y de la producción. Por ejemplo, intento que la promoción sea correcta y que los vídeos que grabo estén a la altura. Por otro lado, debo especificar que no creo que el auge de mi éxito esté ligado a El arte de saltar en concreto, sino que ha emergido de forma progresiva disco tras disco, es decir, estoy cosechando los frutos de todos los trabajos anteriores”.

Lo último sobre Música

Ir a Top