Carlos Saturnino (Granadilla Egatesa) y Sergio Batista (Real Unión), y la rectora, durante la firma de convenio. Foto: PULL

La ULL firma dos convenios para fomentar la práctica del fútbol femenino

Deportes

La rectora de la Universidad de La Laguna, Rosa Aguilar, ha firmado sendos convenios con clubes de fútbol femenino de Tenerife con la idea de fomentar esta práctica deportiva en las instalaciones del centro educativo. Se trata del Granadilla Egatesa, dirigido por Sergio Batista, y del Real Unión de Tenerife, a manos de Carlos García, que ha incorporado al hasta ahora conocido como Tacuense en su sección femenina. Los dos acuerdos, de idéntico contenido, están promovidos por el Servicio de Deportes de la Institución académica.

El acuerdo contempla varias líneas de trabajo conjunto, tales como la participación de las jugadoras de la primera plantilla en acciones de captación, jornadas de tecnificación para la comunidad universitaria, acciones de fomento del fútbol femenino y mixto en el seno de ambas entidades y actividades que pongan el valor el deporte igualitario, sin discriminación ni violencia de ningún tipo.

Los dos convenios contemplan también acciones en el plano formativo, como la celebración de charlas por parte de las jugadoras para motivar a las estudiantes, la celebración de clases magistrales o las prácticas de empresa por parte del alumnado en los citados clubes.

El propósito final de todo ello es empoderar a la mujer en el ámbito del fútbol que, aunque ya se han dado importantes pasos, sigue habiendo grandes diferencias entre equipos masculinos y femeninos. A día de hoy, la Universidad de La Laguna cuenta con un equipo mixto de fútbol, ya que no hay suficientes estudiantes mujeres como para formar uno propio.

De hecho, y en esta misma línea, el centro académico inaugurará su campus de hierba artificial a finales de este mes con un partido de fútbol femenino entre los dos equipos firmantes, el Granadilla Egatesa y el Real Unión de Tenerife.

Lo último sobre Deportes

Súper Moana

El duro entrenamiento que ha seguido la joven palmera desde la adolescencia
Ir a Top