Soledad

Audiovisual/Videomóvil

La vida es levantarnos, para luego despertarnos. A continuación vivimos, pero solo si estamos a tiempo. Rodamos con la falsa ilusión de una compañía pero esta desaparece cuando caemos. Solo en aquellos momentos en que dejamos de ser quienes somos descubrimos quien realmente nos acompañaba. Rodamos en una constante rutina presos de nuestras propias cárceles mentales. Anhelamos, inocentemente, volver a estar “bien”; solamente para volver a sentirnos acompañados. Lo más triste de todo es que, más que acompañar, nos acompañamos.

Tags:

Naturalista por naturaleza, amante del surf y de los hábitos saludables. Disfruto haciendo conscientes a las mentes inconscientes. Soy un adicto de la coherencia en todos los sentidos. Por ello, me gusta ver las cosas desde un ángulo diferente y realista.