Serán los alumnos de segundo de Periodismo quienes lleven a cabo la entrevista a la asociación ACANAE. Foto: PULL

La Pirámide de Guajara, un buen lugar para estudiar y hacer periodismo

Opinión

Siempre quise ser periodista, a pesar de que muchas malas lenguas me advertían de que no tenía salidas, que Periodismo en la Universidad de La Laguna no tenía el nivel que en otros lugares del país, que la exigencia era mínima… Las noticias en el año 2014, para más inri, apuntaban a un posible cierre de la Facultad con solo tres promociones a sus espaldas. Nada invitaba al optimismo, pero decidí embarcarme en unas jóvenes, pero maltrechas, paredes que han acabado con todos esos mitos que escuchaba, además de confirmarme que la Pirámide de Guajara es un buen lugar para estudiar y desarrollar la labor periodística.

Probablemente, me lea un alumno de las primeras promociones (o de la mía) y se eche las manos a la cabeza, pero lo cierto es que mi experiencia durante cuatro años no ha podido ser más positiva, aunque, claro está, hay quejas, muchos errores y debilidades por subsanar.

No me olvido de las cataratas de agua en épocas lluviosas, las carencias y precios de la cafetería, ruidos de obras que interrumpen clases, la falta de materiales y másteres, las humedades, de las grietas de un edificio imponente por fuera, pero deteriorado por dentro; de profesores con métodos del Paleolítico y que se propasan, presuntamente, con alumnas; la descoordinación y mala organización a la hora de contratar becarios o profesores sustitutos.

No es un camino de rosas


Una larga lista que no tapa un gran periplo en un lugar que puedo afirmar que no tiene nada que envidiar a cualquier facultad de Periodismo. Y así me lo han confirmado muchos compañeros que se han ido de Séneca. Ni es fácil, ni es un paseo, ni te regalan nada… Pueden comprobarlo.

La Pirámide, como se conoce a la Sección en el mundo universitario lagunero, se encuentra en un pleno proceso de modernización del que las generaciones venideras se aprovecharán en mayor grado: sala de audiovisuales con un plató de TV, estudios de radio, un diario digital único en España, una revista de periodismo de investigación y, lo más importante, la renovación de un profesorado que sí atiende al alumno personalmente con cercanía y que imparte clases diferentes, innovadoras y prácticas.

Si no aprendes y no sales preparado, es porque no quieres


Durante los más de mil días que he pasado en sus clases he visto como se organizan multitud de charlas, talleres y cursos de diferente índole con ponentes de renombre y profesionales del sector. He vivido la creación de un periódico universitario digital, conocido el mundo del cuarto poder desde dentro, participado en una revista de investigación sin tapujos e independiente, he grabado informativos cual Matías Prats, programas de radio, así como campañas de sensibilización movilizando a la opinión pública. El estudiante de Periodismo de la ULL tiene un gran abanico para formarse y la posibilidad de vivir grandes experiencias, así que si no aprende y no sale preparado es porque no quiere.

Me acuerdo de El Dorsal y toda esa terna que hoy siguen adelante con el proyecto o está repartida en numerosos medios de importancia local y nacional. Fueron los primeros en salir de la Pirámide y, este viernes, un servidor formará parte de la séptima promoción.

A los nuevos y futuros inquilinos, y a los que aún les queden años de estudios periodísticos, no dejen de luchar para que sigan mejorando las cosas y nunca duden de que se encuentran en un buen lugar para estudiar y hacer periodismo.

Lo último sobre Opinión

Mala costumbre

Con el avance de las tecnologías y el aumento de la industria
Ir a Top